El tiempo pasa: esta es una realidad inexorable. Pero lo que sí podemos controlar es cómo vern...

Friday, September 02, 2016 by Lourdes López


El tiempo pasa: esta es una realidad inexorable. Pero lo que sí podemos controlar es cómo vernos y sentirnos con el correr de los años. ¡Aquí puede esconderse el secreto de la real juventud!


#5 Tomar demasiado sol

La llegada del buen tiempo es sinónimo de pieles doradas al sol. El astro rey se convierte en nuestro mejor aliado para lucir un aspecto de lo más atractivo pero ¡cuidado! Exponerse a la luz solar sin la protección adecuada puede resultar terrible.

Recomendación: Utiliza el protector que mejor se adapte a tus necesidades para prevenir el envejecimiento de la piel y protégela de quemaduras, manchas y otras afecciones.

#4 Abusar del agua caliente

Si estás en una zona fría del planeta sabrás a qué me refiero cuando te hablo de una ducha de agua caliente. Esos cinco minutos bajo el agua son maravillosos para combatir la gélida sensación térmica exterior, pero nada recomendables si hablamos de belleza. Lo ideal es alternar el agua templada con chorros de agua fría.

#3 Pasarse con la limpieza

Sí, desmaquillarse es algo imprescindible si quieres mantener tu piel en perfecto estado pero ¡cuidado! Pasarse con la limpieza puede tener efectos adversos. Si tu piel es seca y te has lavado correctamente por la noche, no es necesario que repitas por la mañana.

#2 El labial equivocado

La edad hace que tu definición de los labios se diluya y, por eso, es importante elegir el labial apropiado. Los tonos oscuros tienden a añadir años a nuestro rostro de modo que procura optar por corales o tonos más suaves.

#1 Delineador en la parte inferior del ojo

El lápiz de ojos es otra arma de doble filo. Si no quieres restar juventud a tu rostro procura evitar delinear solo la parte inferior del ojo así como no pasarte con el grosor.

Corrigiendo estos sencillos hábitos de belleza que te hacen envejecer verás como en poco tiempo te ves mucho más juvenil y lozana. Y recuerda: ¡la juventud es también una elección!


Fuente: iMujer