Estás en la cocina dispuesta a preparar tu receta favorita y de repente, te asalta la duda: &qu...

Monday, July 18, 2016 by Anabelly Hernandez

Estás en la cocina dispuesta a preparar tu receta favorita y de repente, te asalta la duda: "¿lavo este alimento o es mejor no hacerlo"?. Para que no hagas nada que pueda dañar tu salud, te aclaramos qué alimentos no debes lavar antes de cocinar. Podría ser peligroso para tu salud.

Pollo

Lejos de eliminar bacterias, lavar el pollo aumenta el riesgo de extenderlas.

De hecho, la Agencia de Normas Alimentarias del Reino Unido (FSA) advirtió que lavarlo puede hacer que la bacteria campylobacter se propague.

Esto puede causarnos una intoxicación alimentaria con dolores abdominales, diarrea, vómito y fiebre. ¡No lo laves bajo ninguna circunstancia!

Carne

Con la carne cruda, sucede lo mismo que con el pollo. Lavarla no elimina bacterias, sino que fomenta su propagación.

Para hacer desaparecer cualquier bacteria, lo único que tienes que hacer es cocinar a las temperaturas correctas. Así te aseguras de que los microorganismos hayan sido eliminados.

Huevo

Mucha gente los lava antes de cocinarlos, pero lo que quizá no sepan es que la cáscara del huevo tiene una capa protectora muy fina que evita que algún microorganismo externo pueda entrar.

Si cometemos el error de lavarlos, eliminamos esa protección natural del huevo y dejamos libre paso a las bacterias.

Lo recomendable, según la Organización Interprofesional del Huevo y sus Productos (Inprovo), es mantenerlos en su estuche y guardarlos en el refrigerador a una temperatura de entre 1 y 10ºC.

Frutas y verduras ya preparadas

Aunque no hay nada de malo en lavarlas previamente, lo cierto es que este tipo de alimentos envasados ya vienen listos para su consumo.

Han pasado por un estricto proceso de lavado previo a su puesta en el mercado, por lo que no es necesario volver a pasarlas por agua.

Frutas y verduras disecadas

Si vienen ya envasadas, tampoco es necesario lavarlas. En cambio, si las compramos a granel, es recomendable hacerlo para eliminar cualquier impureza que puedan tener.

Alimentos congelados

A menudo tendemos a lavarlos para acelerar el proceso de descongelación. Pero lo cierto es que esto provoca una ruptura en la cadena de frío.

Lo recomendable es dejar que se descongelen totalmente y una vez descongelados, podemos lavarlos si es necesario. ¡Nunca antes!

Cuida la higiene en tu cocina y evitarás cualquier intoxicación.

Recuerda lavar el resto de alimentos (frutas, verduras, legumbres, hongos, tubérculos, pescado, mariscos...) para que no haya ningún problema. También tus manos, y todos los instrumentos y superficies de cocina.



Fuente: Salud 180