Escuchar la palabra cáncer es común relacionarla con un desenlace fatal, pero gracias al diagnós...

Wednesday, May 04, 2016 by Anabelly Hernandez

Escuchar la palabra cáncer es común relacionarla con un desenlace fatal, pero gracias al diagnóstico oportuno, el porcentaje de supervivencia se ha multiplicado.

A medida que el cáncer crece, los síntomas aparecen y ejerce presión en  los órganos cercanos, vasos sanguíneos y nervios. El problema es que, dependiendo de la zona del cuerpo, estas alertas tardan en hacerse visibles”,  indica un reporte del American Cancer Society. 
Un estudio del Cancer Research UK revela que más de la mitad de los británicos han sufrido alguna vez uno de los síntomas que podrían indicar la presencia de un cáncer, pero sólo el 2% pensaron que podían padecer la enfermedad y más de un tercio ignoraron por completo las señales de cáncer.

Mantente alerta

Una investigación de la American Cancer Society informa sobre las posibles señales de cáncer en diversas partes del cuerpo. ¡No las ignores!

Evacuación y función de la vejiga
El estreñimiento, la diarrea o un cambio en el tamaño de las heces fecales por un tiempo prolongado puede que sea un signo de cáncer del colon.

El dolor al orinar, sangre en la orina o cambios en la función de la vejiga (tales como orinar con mayor o menor frecuencia) pudieran estar relacionados con cánceres de vejiga o próstata.

Heridas que no cicatrizan
Mantente atenta si tienes pequeñas heridas que no cicatricen en más de cuatro semanas.

Una llaga en la boca, pene o vagina que duren más de tres semanas, deben examinarse por un médico especializado.

Sangrado
Un sangrado inusual puede ocurrir en caso de cáncer en sus etapas iniciales o avanzadas. 

Toser sangre podría ser un signo de cáncer de pulmón.

Si aparece en el excremento (lo que puede tener un color muy oscuro) podría ser un signo de cáncer de colon o cáncer de recto.

El cáncer de cuello uterino del endometrio (revestimiento del útero) puede causar sangrado vaginal anormal.

Pérdida de peso inexplicable
Bajar de peso más de 5 kilos sin hacer ejercicio o someterse a una dieta rigurosa, es motivo para que lo analice un especialista. 

Cambios en la piel 
Si aparecen lunares y crecen, duelen o sangran pueden ser síntomas de cáncer en ella.

Dificultad para tragar
La indigestión o dificultad para tragar persistente pueden ser signos de cáncer de esófago (el tubo de deglución que llega hasta el estómago), de estómago o de faringe (garganta).

Si tienes  alguna de estas señales de cáncer que no desaparecen, no las ignores y acude con un especialista (oncólogo) que te ayude. Recuerda que la detección temprana puede salvar tu vida.



Fuente: Salud 180