Cada persona tiene un punto débil, algo o alguien que lo humaniza. Donald Trump, elegido recien...

Friday, November 11, 2016 by Lourdes López

Cada persona tiene un punto débil, algo o alguien que lo humaniza. Donald Trump, elegido recientemente como presidente de los Estados Unidos, es una de los personajes más fuertes en el mundo y no por eso, está ajeno a esta regla.

Él confesó que tiene un punto débil llamado Barron Trump, el menor de sus hijos. Él nació en 2006 fruto del matrimonio con Melania, su actual esposa y la Primera Dama electa.


“Él es un chico muy fuerte de mente, muy especial, inteligente. Es independiente y obstinado y sabe exactamente lo que quiere. Es una mezcla de nosotros en apariencia, pero su personalidad es más como la de su padre. Por eso le llamo el ‘pequeño Donald'”, lo describió su madre.

Barron tiene 10 años y, además de tener muchos rasgos en común con su padre, comparte la pasión por el golf al igual que el mismísimo presidente electo de los Estados Unidos.

Melania agregó: “Cuando tenía cinco años me dijo que quería ser un ‘hombre de negocios'”. Y también explicó la peculiar manera de vestirse de su niño: “No se trata de un niño raro. Es independiente y creativo y le gusta vestirse con traje y corbata”.


A su corta edad, Barron ya habla inglés y esloveno, la lengua nativa de su madre. Su sueño es ser un hombre de negocios y parecerse a su padre, aspecto que con el correr de los días irá adquiriendo.

Con información de TKM