Ayer la famosa película, "The Devil Wears Prada", cumple 10 años, por eso te contarem...

Friday, September 23, 2016 by Lourdes López

Ayer la famosa película, "The Devil Wears Prada", cumple 10 años, por eso te contaremos lo que realmente vivió Andy. Esta historia se trata de una niña que acababa de salir de la universidad y que consiguió trabajo en una prestigiosa revista de moda, donde pasó de todo con tal de complacer a su tirana jefa. 

El nombre real de Andy es Lauren Weisberger, y por si no lo sabías, Miranda Priestly está inspirada en la editora de moda más famosa del mundo, Anna Wintour.

La historia de Lauren es mucho peor que en la película, ya que a diferencia de Andy, ella sufrió mucho más que este personaje por las imposibles exigencias de su jefa. Lauren sólo duró en esta revista 11 meses.


Aunque Lauren era súper delgada (como podemos ver en la foto), ella se sentía muy gorda al lado de sus compañeras, así lo declaró a Daily Mail: "Yo sabía que yo era alta y delgada, pero en ese lugar me sentía chaparra y obesa."

Ok, sabemos que cuando Andy entró a Runway, cambió radicalmente de look y se volvió toda una fashionista, pero en realidad, Lauren jamás pudo usar tacones ni mejorar su clóset porque no tenía tiempo para esto porque se la pasaba corriendo.


"A diferencia de Andy, yo no podía forzarme a usar tacones. Todo mundo lo esperaba, pero me la pasaba corriendo todo el día, por toda la oficina, para arriba y para abajo de todo el edificio como mil veces, así que no había manera que pudiera usar ni siquiera unos mini tacones," declaró a Daily Mail.

Además, lo que vimos en la peli que sí era cierto, es que Andy se la pasaba 24/7 sirviendo a Anna. Lauren reveló que en un día normal iba 6 veces por café, iba a comprar prendas por toda la ciudad, agendaba citas con grandes diseñadores y gente del medio, reservaba vuelos, compraba comida que la editora rechazaba, en fin, hacía todo lo que la apretada agenda de Anna dictaba. Estos hechos convirtieron la vida de la asistente en un infierno.

Y tampoco fue a París. Esta oferta jamás llegó a Lauren, ya que Anna tenía a otros asistentes contemplados y se fue con ellos.


Al final de casi un terrible año, Lauren dejó este trabajo para comenzar a escribir en una revista de viajes y tomar una clase de escritura por las noches. Ella se sentía aliviada de no trabajar más en esa revista, así que comenzó a escribir todo lo que traía en la cabeza. Ella no lo tenía planeado, pero todas estas páginas se convirtieron en un libro.

Pero al final de todo esto, Lauren se ha convertido en la inspiración de muchas niñas y autora de una de las pelis de moda más famosas.

Fuente: Seventeen