Algunas personas podríamos considerar que una tarde “perfecta” consiste en ver televisión y come...

Monday, September 19, 2016 by Anabelly Hernandez

Algunas personas podríamos considerar que una tarde “perfecta” consiste en ver televisión y comer un suculento platón de chetos… Y si bien la idea es incitadora, no es nada saludable debido a que este tentempié es considerado un snack cancerígeno.

¿Cómo, por qué?

Este alimento al igual que otros puede contener acrilamida; producto que se forma tras la exposición a altas temperaturas (freír) y que parte de azucares y un aminoácido. Sin embargo, también puede existir en algunos colorante y en el humo del cigarro, señala la American Cancer Society.

¿Qué comer? Aquí te revelamos que snacks son cancerígeno y por consiguiente debes evitar. 

Botonetas: Son divertidas y deliciosas, pero peligrosas; el colorante que se ocupa para proporcionar el color azul de las piezas contiene derivados del petróleo lo que está relacionado al desarrollo de cáncer, alergia e hiperactividad. 


Chetos: Además de la acrilamida también  contienen metilo y acetato de metilfenidato, elementos que le proporcionan su aroma característico de queso.


Barritas o bocadillos de fruta: Algunas contienen un adictivo en su colorante llamado E127 o eritrosina, el cual puedes ser causa de cáncer.


Papas a la francesa: Pueden contener altos niveles de acrilamida, que es una sustancia cancerígena que se forma cuando los alimentos se calientan a temperaturas supeirores a los 120°C.


Palomitas de microondas: La bolsa de éstas está cubierta por químicos que están asociados de fertilidad y al aumento de incidencia de cáncer de hígado, testículos y páncreas.  


Carnes Procesadas: estas siempre se cocinan en aceite el cual ocasiona una reacción química lo que leva el nitrito de sodio de estos alimentos. 


Cereales Azucarados: Los nutrientes que se añade a estos cereales puede provocar una sobredosis; de acuerdo a la Journal of the American Medical Association el ácido fólico podría aumentar su riesgo de desarrollar cáncer.





Fuente: Salud 180