Recientemente la publicación Alcoholism: Clinical and Experimental Research realizó un estudio ...

Wednesday, August 10, 2016 by Lourdes López

Recientemente la publicación Alcoholism: Clinical and Experimental Research realizó un estudio que demuestra que los bebedores de alcohol tienen menos probabilidades de morir prematuramente, que aquellas personas que no toman bebidas alcohólicas.  Sí, así como lees.

La revista Times informó que la abstención completa al alcohol puede provocar muerte prematura. Sí, nosotros también estamos sorprendidos. El estudio analizó a personas entre 55 y 65 años de diferentes niveles socioeconómicos.

El psicólogo Charles Holajan de la Universidad de Texas en Austin encontró que la taza de mortalidad es más alta para aquellos que NO toman alcohol, un poco más baja para los que toman constantemente y aún más baja para los que disfrutan de una a tres bebidas al día. ¡Así que a tomar se ha dicho!

De los 1,824 participantes, sólo el 41% de los bebedores moderados murió prematuramente en comparación al 69% de los no bebedores. La tasa del 60% de mortalidad indicó que los que toman regularmente viven por más tiempo que aquellos que se abstienen. A pesar de que hay grandes desventajas en el consumo de alcohol como volverse adicto, cirrosis, cáncer, entre otras cosas, los que toman regularmente tienen la ventaja de vivir por más tiempo que aquellos que no toman ni una gota de alcohol.

Una posible explicación que dio Alcohólicos Anónimos respecto al tema es que el alcohol puede ser una gran herramienta para establecer amistades y éstas pueden ser esenciales para mantener salud física y mental. Se ha demostrado que los no bebedores tienen mayores posibilidades de depresión y que beber ocasionalmente (sobre todo vino tinto) es benéfico para el corazón, circulación y además, aumenta la sociabilidad.


Fuente: LifeandStyle