Confirmado / Esta fue una pregunta que me llegaron a hacer hace muchos años en otro lugar, pero ...

Wednesday, August 03, 2016 by Anabelly Hernandez

Confirmado / Esta fue una pregunta que me llegaron a hacer hace muchos años en otro lugar, pero así está la cosa: la virginidad no existe, es tan sólo una idea (y no la más útil) o un concepto sobre los inicios de nuestra sexualidad. Cuando la gente habla de virginidad, usualmente habla de un único tipo de sexo (penetración vaginal) e incluyendo sólo un tipo de pareja (heterosexual)

Y las mujeres usualmente son juzgadas por no ser vírgenes, mientras que los hombres son juzgados por ser vírgenes. ¡Y de los homosexuales ni se diga! Como una idea, como un concepto, la virginidad no nos ayuda a vivir mejor, tener una buena vida sexual o la salud adecuada.

¿Y entonces? Seas virgen o no, no me dice nada sobre tu cuerpo o tu relación. Pero mucho antes de hacer algo sexual con alguien más, en lugar de preguntarte: “¿Seguiré siendo virgen?”, mejor preocúpate por algo más: “¿Me siento cómoda con esta persona? ¿Confío en ella? ¿Puedo hablar con ella sobre lo que quiero? ¿Nos estamos protegiendo? ¿Quiero hacerlo o me siento presionada a hacerlo?”

Quiero que por favor, en lugar de preguntarse si son vírgenes o no, se pregunten cómo se sienten al respecto. ¿Esa persona las hizo sentir bien? ¿Quieren hacerlo de nuevo? ¿Fue seguro?

El concepto de la virginidad hace que las cosas se sientan ‘finales’, como si hubieras ‘perdido’ algo y no puedes dar vuelta atrás. Pero la realidad es que puedes detener algo que has estado haciendo, o sentirte cómoda con una persona y otra no. Y puedes hacerte esas preguntas sobre cualquier actividad sexual, así como una práctica sexual o incluso de tu pareja.

 Así que, en lugar de preocuparte por un concepto tan inútil como el de la virginidad, empecemos a construir una comunidad donde apoyemos a nuestros amigos a pensar sobre lo que es seguro o no, lo que se siente bien o no… ¡e informémonos! La información está ahí, al alcance de nuestras manos… ¿y seguimos preocupados por si los demás pensarán si somos vírgenes o no?



Fuente: tipsfemeninos